hello world!

La sedación dental

La sedación dental

Puede que seas una de esas personas que temen ir al dentista y tener que someterse a cualquier tipo de intervención. Sin embargo, existen soluciones, como la sedación dental, que te pueden ayudar a hacer más llevadera tu experiencia con tu dentista.

La sedación dental es una solución para personas que tienen miedo de someterse a alguna intervención en su clínica dental. Sin embargo, esta también se realiza en casos de intervenciones muy largas.

En Clínica dental de Terrassa hemos recogido la información que debes saber en torno a la sedación dental.

¿En qué consiste la sedación dental?

La sedación dental es una técnica que, mediante el uso de una medicación específica, permite que el paciente alcance un estado de relajación y tranquilidad mientras el dentista realiza el tratamiento dental necesario.

Esto contribuye a que se realice un completo tratamiento sin molestias en el paciente así como la plena libertad para el especialista en realizarle el tratamiento dental completo.

Ventajas de la sedación dental

De esta manera, existen diferentes ventajas en relación con la sedación dental:

En primer lugar, esta te puede ayudar a eliminar tu temor a cualquier intervención dental y así darte más estabilidad y seguridad, reduciendo la ansiedad que te pueda suponer acudir a tu dentista.

En segundo lugar, esto permite la completa colaboración del paciente durante la intervención, algo que facilita mucho la labor del odontólogo.

En tercer lugar,  la sedación puede ser una gran posibilidad de realizar todos los tratamientos en una sola sesión, sin tener que acudir de nuevo a tu dentista para terminar de solucionar ese o esos problemas en tu boca.

Finalmente, en cuarto lugar, la sedación dental en muchos casos puede facilitar una mejor recuperación y resultado postoperatorio.

clinica-dentalTipos de sedación dental

Existen diferentes tipos de formas de anestesiar a un paciente cuando este debe someterse a una intervención larga o demasiado incómoda:

Sedación consciente

La sedación consciente se realiza por vía oral y es una benzodiacepina que comienza su acción a los 15 minutos aproximadamente. El efecto alcanza su máxima a los 60 minutos y su acción puede durar entre 2 y 4 horas. Este tipo de sedación permite la rápida recuperación del paciente además de generar pocos efectos negativos en el aparato respiratorio cardiovascular, en comparación con otros sedantes. Además, la ventaja adicional de esta anestesia es que produce amnesia anterógrada, por lo que el paciente no recuerda lo que ha sucedido durante la intervención.

Este tipo de anestesia se emplea en una dosis de dos comprimidos en adultos y uno en el caso de personas mayores de 65 años y la medicación usada es el Triazolam.

Anestesia general

Seguidamente, la anestesia general es un procedimiento también muy seguro en el que las molestias son mínimas. Además, durante y después de la intervención, tu ortodoncista te dará analgésicos y antiinflamatorios para que las molestias sean mínimas.

La anestesia general permite disminuir el tiempo quirúrgico gracias al control de todas tus constantes vitales. Es un procedimiento muy seguro ya que después de unas dos horas el anestesiólogo te podrá autorizar para que te vayas a casa sin inconvenientes.

Este tipo de sedación es muy recomendable para pacientes con fobia al dentista y también para la realización de más de un tratamiento en una misma sesión. No obstante, el tratamiento debe realizarse en un centro homologado y debidamente equipado.

Sedación con óxido nitroso

Finalmente, la sedación con óxido nitroso consiste en la inhalación de este óxido con oxígeno. Esta técnica tiene un alto nivel de éxito en pacientes que tienen miedo al dentista y, además, es muy segura y sencilla. Este tipo de sedación no precisa de un anestesista sino que la puede realizar un dentista.

Si deseas más información puedes pedir asesoramiento en nuestras clínicas:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Recientes