hello world!

Caries radicular: definición y prevención

Caries radicular: definición y prevención

La patología de la boca más habitual es la caries. Un adulto suele sufrirla al menos una vez en la vida. Normalmente, la caries afecta a la parte exterior del diente, aunque no siempre es así. A veces tiene incidencia en la raíz del diente. Nos encontramos entonces ante una caries radicular.

En Clínica dental de Terrassa te explicamos, a continuación, qué es la caries radicular, las principales causas que la provocan y los consejos más destacados para prevenir este tipo de caries.

¿Qué es la caries radicular?

La caries radicular es aquella caries que afecta a la raíz del diente. Es cuando tiene afectación en la parte hendida del hueso que sostiene la corona.

Esta patología tienen más posibilidades de padecerla aquellos pacientes que están dentro de los ciertos grupos de riesgo.

Grupos de riesgo de sufrir caries radicular

Estos son los grupos de riesgo que tienen más posibilidades de sufrir caries radicular:

  • Pacientes con enfermedad periodontal. Todos aquellos pacientes que sufren algún tipo de enfermedad periodontal como la gingivitis o la periodontitis tienen más posibilidades de sufrir una caries radicular.
  • Personas mayores. Como este colectivo tiene, por lo general, las raíces de sus dientes más expuestas, sus miembros tienen más posibilidades de sufrir una caries radicular.

No obstante, el resto de pacientes también puede sufrir este tipo de caries.

Causas de la caries radicular

Los motivos principales que hacen que una persona sufra caries en la raíz del diente tienen que ver con las siguientes variantes:

  • La estructura dental
  • La dieta. Una dieta basada en bebidas carbonatadas aumenta el riesgo de sufrir una caries radicular.
  • Higiene bucal deficiente. Si uno tarda mucho tiempo en limpiarse los dientes, tenemos una probabilidad mayor de sufrir este tipo de caries que uno que cepilla sus dientes de manera frecuente, dos veces al día después de las comidas.
  • Flora bacteriana. La acumulación de bacterias es fatal para conseguir evitar la caries.

Tratamiento de la caries radicular

Uno de los tratamientos más efectivos para la caries radicular es la endodoncia. Gracias a este tratamiento se insensibiliza el diente matando el nervio.

En los casos de mayor gravedad en los que la pieza dental no pueda salvarse, se procederá a la extracción de la misma.

Como este tipo de caries no afecta a la parte exterior del diente su tratamiento no implica reconstrucciones ni restauraciones.

Para no llegar a tener que recurrir a estos tratamientos, te sugerimos distintas pautas de prevención.

Prevención de la caries radicular

“Prevenir es mejor que curar” como bien dice la sabiduría popular. Para evitar sufrir una caries radicular y saltarte el incordio de someterte a un tratamiento de este tipo, te recomendamos lo siguiente:

  • Cepillarte los dientes dos veces al día. La higiene dental es fundamental para evitar que se acumulen restos de comida en la raíz. Las bacterias que se acumulan en la boca a partir de los restos de alimentos incrustados en la misma son el origen de infecciones y de todo tipo de caries.
  • El uso diario de seda dental. Con el cepillo de dientes no se alcanzan todos los rincones de la dentadura. Para quitar los restos de comida con más difícil acceso hay que utilizar la seda dental. El hilo dental es clave para evitar la caries radicular.
  • Enjuagues con flúor. Los enjuagues con líquidos que contengan flúor sirven para reducir las posibilidades de sufrir esta clase de caries. Sobre todo, las personas con una edad avanzada, ya que son estos individuos son más propensos a tener caries radicular.

La prevención es básica en la salud oral y, gracias al seguimiento estricto de una higiene bucodental puedes evitar tenerte que lamentar de una caries radicular en un futuro.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Recientes