hello world!

Los dientes de fumador son una de las primeras consecuencias negativas para la salud bucodental y general que puede acarrear el hábito del tabaquismo. A día de hoy, ya es más que conocido por todos que el tabaco es una amenaza para la salud. En este artículo te hablamos de cómo son los dientes fumador, cómo tratarlos y cómo prevenirlos.

¿Cómo son los dientes de fumador?

Los dientes de un fumador suelen exhibir cambios distintivos debido al tabaquismo. La decoloración es común, con manchas marrones o amarillas que empañan la apariencia de los dientes y reducen su brillo. El tabaco aumenta la acumulación de sarro, lo que puede conducir a problemas periodontales como gingivitis y enfermedad de las encías. Además, el humo del tabaco contribuye al mal aliento persistente, lo que puede afectar la confianza interpersonal y las relaciones personales. Asimismo, el color de las encías también puede verse afectado. Las encías de una persona fumadora, reciben un menor aporte sanguíneo y de oxígeno, a la vez que disminuyen sus mecanismos de defensa contra las bacterias de la placa dental. El tabaco hace que, con el tiempo, estas empiecen a cambiar de color volviéndose grisáceas o decolorarse. Unas encías saludables tienen un color rosado, que con el tabaco, poco a poco, se va perdiendo.

Cómo última instancia, el tabaquismo puede causar cáncer oral, lo cual pone en severo riesgo la salud general.

A largo plazo, fumar aumenta el riesgo de pérdida dental debido al deterioro del tejido gingival y del hueso de soporte dental. Estos efectos negativos en la salud oral pueden impactar negativamente en la autoestima y la calidad de vida de los fumadores. La salud dental deficiente también puede afectar la capacidad de masticar adecuadamente los alimentos y puede influir en la elección de alimentos y hábitos alimenticios. 

¿Cómo tratar los dientes de fumador y sus efectos?

Tratar los efectos en los dientes causados por el hábito de fumar implica una combinación de medidas preventivas y tratamientos dentales específicos. Las estrategias para abordar los problemas dentales asociados con el tabaquismo más comunes son las siguientes:

Prevención de los dientes de fumador

Prevenir los efectos negativos en los dientes asociados con el hábito de fumar y los dientes amarillos tabaco, es fundamental para mantener una buena salud oral. Las principales medidas de prevención son las siguientes:

En cualquier caso, es importante acudir al dentista para recibir el diagnóstico correcto y el tratamiento necesario para poder tener una salud bucodental óptima. El hábito de fumar puede impedir que tengas la sonrisa estética y bonita que siempre has soñado.

El sangrado de encías es un mal bastante común, pero no por ello hay que ignorarlo. En caso de que te sangren las encías, aplicar remedios caseros para el sangrado de encías no es la solución. De hecho, puede empeorar la situación.

Remedios caseros para el sangrado de encías a NO seguir

Normalmente, cuando hay sangrado de encías es porque hay inflamación lo que indica que hay un problema dental mayor que solucionar. Por eso es importante no utilizar remedios caseros si no sabemos la causa del problema. Además, es vital acudir al dentista y consultar qué tratamiento es el más indicado para cada situación, pero en ningún momento hay que utilizar remedios caseros. Algunos de los remedios caseros más populares pueden ser:

Cómo evitar el sangrado de encías (y qué hacer)

Para evitar el sangrado de encías, es fundamental saber primero por qué sangran las encías, puesto que en cada caso puede tener un motivo diferente, es esencial consultar a un dentista para recibir un diagnóstico adecuado y un tratamiento apropiado. Además, para evitar y prevenir el sangrado de encías es necesario mantener una buena higiene oral.

Cuidar la higiene dental

Cuidar la higiene dental implica tener una buena rutina de higiene oral que incluya el cepillado correcto, el uso de hilo dental diario y el uso de un enjuague bucal adecuado. Es importante cepillarse los dientes, al menos, dos veces al día. Aunque, idealmente, se deberían cepillar los dientes después de cada comida. Es importante utilizar un cepillo de cerdas suaves, cepillando los dientes suavemente y con la técnica correcta para evitar dañar las encías.

El hilo dental debería utilizarse, al menos, una vez al día para limpiar entre los dientes y debajo de la línea de las encías, eliminando la placa y los restos de comida que el cepillo no puede alcanzar. Asimismo, es recomendable utilizar un enjuague bucal con flúor después del cepillado para ayudar a prevenir la acumulación de placa, fortalecer el esmalte dental y mantener las encías saludables.

Realizar limpiezas profesionales periódicas

Las limpiezas dentales periódicas son esenciales para una buena salud bucal. Eliminan placa y sarro, previniendo enfermedades periodontales como gingivitis y periodontitis. Detectan problemas dentales tempranos y mejoran el aliento. Además, promueven una sonrisa saludable y estética al prevenir decoloraciones y otros problemas. 

Es recomendable realizarse, una limpieza dental profesional al año, aunque la periodicidad depende de la situación en la que se encuentre cada paciente. De esta manera te aseguras unas encías sanas y ayudarás a prevenir el sangrado de encías, contribuyendo así a una mejor salud general y bienestar.

Cambiar hábitos y estilo de vida

Para tener una buena salud dental, es esencial tener un estilo de vida saludable. Esto implica mantener una dieta equilibrada y saludable, rica en frutas, verduras, proteínas magras y lácteos y baja en alimentos ultraprocesados y azúcar, ya que pueden contribuir a la formación de placa y caries.

Además de la alimentación, es importante mantenerse activo y realizar ejercicio físico de manera regular, así como controlar el estrés, pues este puede afectar la salud bucal.

Además, para tener una buena salud oral y evitar el sangrado de encías, es esencial evitar el tabaco y el alcohol, ya que ambos hábitos pueden aumentar el riesgo de enfermedades de las encías y retrasar la curación de las mismas.

Remedios caseros para el sangrado de encías: Conclusiones

Los remedios caseros que hemos mencionado para el sangrado de encías pueden no abordar adecuadamente la causa subyacente e incluso, podrían empeorar la condición. Si te preguntas por qué me sangran las encías, es crucial que busques la correcta atención médica para un diagnóstico preciso y un tratamiento efectivo. Para solucionar el problema es esencial saber qué lo ha causado y poder tratarlo. Asimismo, mantener una buena higiene oral, incluido el cepillado regular, el uso de hilo dental y enjuagues bucales, es fundamental. También, las visitas regulares al dentista para revisión y limpiezas profesionales son imprescindibles para prevenir el sangrado de encías y promover una salud bucal óptima.

El uso del chupete en bebés, a pesar de ser muy común, es un tema bastante controversial, ya que hay muchas opiniones a favor y en contra de su uso. En este artículo queremos darte el punto de vista del dentista para que puedas tener una opinión más formada sobre este objeto.

Chupetes: ¿son buenos para tu bebé?

A la hora de saber cómo elegir un chupete, hay que tener en cuenta varios factores, ya que el uso del chupete puede ser beneficioso y a la vez traer riesgos para el bebé. Todo dependerá de cómo se utilice y de las necesidades individuales de cada bebé.

Las ventajas y desventajas

Como todo, el uso del chupete tiene sus ventajas y desventajas. Para muchos bebés, representa una manera de sentir placer y satisfacción entre las comidas. A continuación vamos a ver las principales ventajas del chupete:

Sin embargo, los chupetes también llevan asociadas una serie de desventajas:

Qué hacer y qué no hacer en relación con los chupetes

Respecto a qué a hacer y qué no hacer con los chupetes y su uso, lo ideal sería no dárselo al bebé y encontrar otras maneras menos dañinas de ayudar a calmarlo, dormir, controlar el dolor, etc. Sin embargo, si eso no es una opción, es importante seguir ciertas pautas para garantizar su uso seguro y efectivo.

Es importante introducir el chupete en el momento adecuado, generalmente después de que la lactancia materna esté bien establecida, alrededor de las 3 a 4 semanas de edad. Seleccionar un chupete apropiado es esencial, eligiendo uno que se adapte al tamaño y la forma de la boca del bebé, así como también que cumpla con los estándares de seguridad establecidos. Elegir alguno de los chupetes de recién nacido recomendados para empezar.  Limpiar regularmente el chupete con agua y jabón suave antes de cada uso, y esterilizarlo periódicamente, ayudará a prevenir la acumulación de bacterias y mantenerlo libre de gérmenes. Usar el chupete como una herramienta de consuelo puede ser beneficioso para calmar al bebé en momentos de incomodidad o estrés, sin embargo, no recomendamos forzar su uso, es decir, si el bebé no lo quiere usar, no forzarlo. 

Respecto al qué no hacer, es importante evitar el uso del chupete como un sustituto de la alimentación, ya que puede interferir con el desarrollo adecuado del hábito de alimentación del bebé. No sujetar el chupete a la ropa del bebé con correas o cadenas largas, ya que representan un riesgo de estrangulamiento o asfixia. No sumergir el chupete en sustancias dulces como miel o jarabe, ya que esto puede aumentar el riesgo de caries dental y de problemas digestivos y metabólicos. Evitar forzar al bebé a usar el chupete si muestra resistencia o no lo acepta, ya que cada bebé tiene sus propias preferencias y necesidades.

¿Cómo son los chupetes recomendados por odontólogos?

Aunque lo recomendable y más deseable sería no utilizar chupete, si esto no puede ser posible los chupetes recomendados por odontólogos tienen forma ortodóntica, imitando el pezón materno, para promover un desarrollo oral adecuado y prevenir malformaciones dentales. Deben ser de tamaño adecuado y hechos de materiales seguros como silicona polimérica de grado médico. La ventilación adecuada ayuda a reducir la acumulación de saliva y prevenir irritaciones. Además, deben ser fáciles de limpiar para mantener una buena higiene oral. En caso de tener dudas, es esencial consultar con un odontopediatra para que pueda dar las indicaciones correctas para cada bebé.

Llevar una buena rutina de higiene oral no solamente es importante para la salud dental, sino para la salud en general. Hay mucha gente que se olvida de la importancia del uso del hilo dental a diario. En este artículo te vamos a contar por qué es importante incluirlo en tu rutina de higiene bucodental y cómo hacerlo.

Tipos de hilo dental o seda

El hilo o seda dental es un producto de higiene bucal diseñado para limpiar entre los dientes, donde el cepillo dental no llega. Consiste en una delgada hebra de material, como nylon o polímero, que se desliza entre los espacios interdentales y debajo de la línea de las encías para eliminar la placa y los residuos de alimentos.

Su uso es importante porque ayuda con la eliminación de placa, la prevención de caries y enfermedades de las encías, reduce el mal aliento y contribuye a mantener unas encías sanas al eliminar los residuos que pueden irritarlas y provocar que se inflamen.

Existen varios tipos de hilo dental en el mercado, y cada uno tiene sus propias características y beneficios. Algunos de los tipos más comunes incluyen:

¿Cómo usar el hilo dental o seda dental?

Utilizar el hilo dental por primera vez puede ser un poco intimidante, sin embargo, no es complicado. Simplemente hay que coger el hábito. En caso de tener dudas sobre qué seda dental es más indicada y qué técnica seguir para cada caso, es importante consultar con el dentista o higienista.

Pasos para limpiar los dientes con la seda o hilo dental

El hilo dental debe utilizarse una vez al día, como mínimo. Es recomendable hacerlo por la noche y antes de cepillarse los dientes. Los pasos a seguir son los siguientes:

¿Cómo usar la seda o hilo dental en niños?

Para usar seda dental en niños hay que ir con cuidado. Corta un trozo corto de hilo dental suave. Guía cuidadosamente el hilo entre sus dientes, evitando dañar las encías sensibles y realiza con cuidado los mismos movimientos que realizarías para ti. Supervisa el proceso y enseña la importancia de la higiene bucal. Hazlo parte de su rutina diaria para fomentar hábitos saludables.

Es importante saber que cuando pensamos en solucionar sus problemas de mordida y alinear los dientes utilizando ortodoncia fija, hay que tener en cuenta que existen distintas alternativas a los tradicionales brackets, como son los brackets autoligables. En este artículo te contamos todo sobre esta opción, ¡sigue leyendo!

¿Qué son los brackets autoligables?

Los brackets autoligables son un tipo de brackets utilizados en ortodoncia para corregir la posición de los dientes. A diferencia de los brackets tradicionales que utilizan ligaduras (bandas de goma o alambre metálico) para sujetar el arco dental, los brackets autoligables tienen un mecanismo incorporado que sujeta el arco directamente al bracket sin necesidad de ligaduras externas.

Hay dos tipos principales de brackets autoligables: los brackets autoligables metálicos y los brackets autoligables cerámicos. Los primeros están hechos de metal, generalmente acero inoxidable, mientras que los segundos están hechos de cerámica para que coincidan con el color de los dientes y sean menos visibles.

Diferencias entre los brackets autoligables y los brackets tradicionales 

Los brackets autoligado presentan diferencias significativas respecto a los brackets tradicionales, ofrecen algunas ventajas potenciales en términos de comodidad, velocidad de tratamiento y facilidad de limpieza en comparación con los brackets tradicionales. Sin embargo, su uso puede variar según las necesidades y preferencias del paciente, así como la recomendación del ortodoncista.

A continuación, vamos a ver las principales diferencias:

¿Para quién están recomendados los brackets autoligables?

Los brackets autoligables son recomendados para una gran variedad de pacientes. Aquellos que buscan un tratamiento ortodóntico más cómodo pueden beneficiarse de la reducción de la fricción que ofrecen estos brackets, lo que los hace ideales para personas sensibles. Además, pacientes que desean un tratamiento más rápido pueden encontrar que los brackets autoligables permiten un movimiento dental más eficiente, acortando un poco la duración total del tratamiento. Además, para aquellos con sensibilidad a las ligaduras o problemas de higiene oral, la ausencia de ligaduras externas en los brackets autoligables puede ser beneficiosa. En resumen, estos brackets son una opción muy versátil que puede adaptarse a una variedad de necesidades ortodónticas individuales.

Sin embargo, antes de tomar cualquier decisión, es importante realizarse un estudio ortodóntico y consultar con el dentista para ver las opciones disponibles y conocer cuál es la más indicada para cada caso.

¿Cómo se colocan?

Este tipo de brackets se colocan como los brackets tradicionales mediante un proceso que implica limpiar y secar los dientes, a modo de preparación. A continuación se aplica un adhesivo especial y se fija cada bracket en la superficie frontal de los dientes. Una vez colocados, se utiliza una luz especial para endurecer el adhesivo y asegurar los brackets en su lugar.

Posteriormente, se coloca el arco dental a través de los brackets y se asegura su propio mecanismo autoligable.

Para asegurar su buen funcionamiento, es vital seguir las instrucciones del dentista, así como acudir a visitas periódicas para evaluar el proceso y ajustarlos, además de llevar una buena rutina de higiene oral.

La alveolitis seca es una de las posibles complicaciones después de una extracción dental, además es de las más molestas. Sin embargo, no te asustes, ya que es poco frecuente y cuando ocurre, en pocos días se cura y no deja secuelas. Si quieres saber más sobre la alveolitis seca, ¡sigue leyendo!

Síntomas de la alveolitis seca

La alveolitis seca, también conocida como osteítis alveolar, es una complicación dolorosa que puede ocurrir después de una extracción dental, generalmente de una muela del juicio o un diente impactado. Se caracteriza por una inflamación del alvéolo dental, que es el hueco en el hueso de la mandíbula donde se encontraba el diente extraído. Los síntomas más comunes suelen ser:

Cuándo debes consultar a un médico

Es importante buscar atención médica o dental inmediata si se experimenta alguno de estos síntomas después de una extracción dental, ya que el alvéolo seco requiere un tratamiento específico para aliviar el dolor y prevenir complicaciones adicionales. El tratamiento temprano puede ayudar a aliviar el dolor, prevenir infecciones y promover la curación adecuada del sitio de la extracción dental.

Causas

La alveolitis seca puede ser causada por una variedad de factores, aunque en muchos casos la causa exacta no está completamente definida. Algunas de las posibles causas incluyen:

Es importante tener en cuenta que la alveolitis seca es una complicación relativamente rara después de una extracción dental, y la mayoría de las personas se recuperan completamente sin experimentarla. Sin embargo, es fundamental seguir las recomendaciones de cuidado postoperatorio

Factores de riesgo

Además de las causas ya mencionadas, existen ciertos factores de riesgo que pueden aumentar las posibilidades de padecer alveolitis secas después de una extracción dental. Los más comunes son:

Es importante recordar que no todas las personas que tienen uno o más de estos factores de riesgo desarrollarán esta complicación después de una extracción dental. Sin embargo,  es fundamental tenerlos en cuenta para minimizar el riesgo y tomar medidas preventivas siempre que sea posible.

Tratamiento de la alveolitis seca

La alveolitis seca tratamiento es para aliviar el dolor, promover la curación y prevenir complicaciones adicionales. El tratamiento implica enjuagues con soluciones antibacterianas, analgésicos para controlar el dolor, y la aplicación de apósitos medicados en el área afectada. Se pueden recetar antiinflamatorios y se pueden realizar irrigaciones del alvéolo en casos severos. 

Es crucial evitar alimentos y bebidas calientes, actividades como fumar y enjuagues bucales vigorosos. El seguimiento regular con el dentista para monitorear la curación es fundamental.

Prevención

Para prevenir la alveolitis seca después de una extracción dental, es esencial seguir las instrucciones de cuidado postoperatorio proporcionadas por el dentista. Las recomendaciones generales suelen ser evitar el tabaco, enjuagues bucales vigorosos y actividades que puedan desalojar el coágulo sanguíneo. Mantener una buena higiene bucal y asistir a todas las citas de seguimiento es crucial para evitar complicaciones. Estos sencillos pasos pueden reducir significativamente el riesgo de desarrollar alveolitis seca.

Mantener unos dientes saludables es imprescindible para tener una sonrisa bonita, pero también para tener una buena salud bucal y general. La obturación dental es uno de los tratamientos orales más comunes, ya que resuelve uno de los problemas orales más comunes: las caries.

¿Cómo se realiza una obturación dental?

La obturación dental también es conocida como empaste dental, y se trata de un procedimiento odontológico comúnmente realizado para tratar caries dentales o restaurar dientes que han sufrido daños menores, como fracturas o desgastes. El objetivo principal de una obturación es eliminar el tejido dental dañado y restaurar la función y la forma del diente afectado.

Una obturación dental implica varios pasos. Primero, el dentista examina el diente afectado. Luego, se aplica anestesia local para adormecer el área. Se aísla correctamente el diente para que no se moje con saliva. Con herramientas dentales, se elimina el tejido careado y se prepara la cavidad. Después, se elige el material de obturación adecuado para cada caso y se coloca en capas en la cavidad. Cada capa se endurece con una luz especial (normalmente ultravioleta). Una vez completada la colocación, se ajusta y pule la obturación para que coincida con la forma del diente y sea cómoda en la boca. Después del tratamiento, el paciente puede experimentar sensibilidad temporal. Para una buena recuperación y evitar la aparición de caries en la boca, es de vital importancia mantener una buena higiene oral y hacer visitas regulares al dentista.

Materiales con los que se realiza una obturación

Para realizar correctamente este tratamiento existen varios materiales a utilizar, los más comunes son los siguientes:

La elección del material dependerá de varios factores, incluyendo la ubicación del diente, la extensión de la restauración necesaria, las preferencias estéticas del paciente y la recomendación del dentista.

¿Cómo evitamos la obturación dental?

La mejor manera de evitar una obturación dental es cuidando la salud bucodental. Para ello es necesario cepillarse los dientes, al menos, 2 veces al día y durante 2 minutos. Además, es necesario utilizar el hilo dental a diario para limpiar entre los dientes y debajo de la línea de las encías, donde el cepillo dental no puede alcanzar. Utilizar enjuague bucal a diario ayudará a mantener la boca más limpia y saludable. 

Asimismo, es necesario realizar visitas regulares al dentista para detectar problemas dentales en etapas tempranas y tratarlos antes de que se conviertan en caries que requieran obturaciones. Llevar una dieta y un estilo de vida saludable es necesario para reducir el riesgo de caries y otras enfermedades dentales.

Cuándo es conveniente ponerse implantes dentales

Si las caries no son tratadas, pueden llevar a la pérdida del órgano dental. En estos casos se recomienda recurrir al implante dental. Sin embargo, esta decisión dependerá de varios factores y debe ser evaluada caso por caso por un odontólogo especializado en implantología. 

En cualquier caso, los implantes dentales tienen como objetivo mejorar la estética y devolver la funcionalidad del diente perdido a la boca, por lo que, en caso de pérdida dental por caries (o por el motivo que sea) son una muy buena opción.

¿En qué puede ayudar la ortodoncia a prevenir las caries?

En muchas ocasiones un tratamiento ortodóntico puede evitar las caries, o puede ser la solución definitiva. Esto es debido a que en algunos casos de apiñamiento dental, hay dientes de difícil acceso para el cepillo o el hilo dental, por lo que no terminan de limpiarse bien y se acumulan bacterias, hasta que se forman caries. Sin embargo, utilizando ortodoncia, se puede solucionar, ya que a medida que avanza el tratamiento, los dientes se van colocando en la posición correcta, permitiendo la higiene completa. 

Los implantes de carga inmediata son muy populares a día de hoy, debido a sus ventajas. Los implantes dentales han sido diseñados para solucionar la pérdida de dientes dañados y devolver la funcionalidad y estética a la sonrisa. Si quieres saber más sobre los implantes de carga inmediata, cuánto duran, precio y para quién están indicados, sigue leyendo.

¿Qué son los implantes de carga inmediata?

Los implantes de carga inmediata son una técnica utilizada en odontología para la colocación de implantes dentales y la restauración protésica de manera rápida. Tradicionalmente, el proceso de colocación de implantes dentales implica varias etapas que pueden llevar varios meses. Sin embargo, con los implantes de carga inmediata, se puede colocar un implante dental y una prótesis temporal o definitiva en el mismo día de la cirugía.

Este procedimiento es posible gracias a avances en técnicas quirúrgicas, materiales y diseño de implantes, que permiten una estabilidad inicial adecuada del implante en el hueso maxilar o mandibular. Los implantes de carga inmediata pueden ser una opción viable para algunos pacientes que desean una restauración dental rápida y eficiente. Sin embargo, lamentablemente no todos los pacientes son candidatos para este procedimiento, ya que depende de factores como la calidad ósea, la salud oral general y la cantidad de tejido blando disponible, por lo que es importante realizar una evaluación exhaustiva por parte del odontólogo para determinar la idoneidad del paciente y el éxito del procedimiento.

¿Cuánto duran los implantes de carga inmediata?

La duración de los implantes de carga inmediata puede variar según diversos factores, como la calidad del hueso, la técnica quirúrgica utilizada, el cuidado postoperatorio del paciente y otros aspectos individuales. En general, se espera que estos implantes duren tanto como los implantes dentales tradicionales, es decir, décadas, siempre y cuando se mantengan adecuadamente con una buena higiene oral y se realicen visitas regulares al dentista para chequeos y mantenimiento. Sin embargo, es importante tener en cuenta que cada caso es único y la duración exacta puede variar de persona a persona.

¿Cuánto cuestan los implantes de carga inmediata?

El precio de los implantes de carga inmediata puede variar significativamente según varios factores, incluyendo la ubicación geográfica, la experiencia del cirujano dental, el tipo de implantes utilizados, el número de implantes necesarios, la necesidad de procedimientos adicionales como injertos óseos, y el tipo de prótesis que se coloque sobre los implantes, entre otros.

En general, este tipo de implantes tienden a ser más costosos que los implantes tradicionales debido a la conveniencia y el proceso más rápido. Sin embargo, para tener un presupuesto exacto y personalizado es importante consultar con un dentista o cirujano oral de esta manera, se podrá preparar un presupuesto específico acorde a las necesidades dentales individuales del paciente. Para poder preparar un presupuesto, el odontólogo realizará una exploración exhaustiva y realizará las pruebas necesarias para conocer las necesidades del paciente. Es importante también consultar con la clínica dental si es posible fraccionar el pago o las distintas maneras de pago que hay. 

¿Quién puede optar a la implantología de carga inmediata?

Cómo ya hemos visto, los implantes de carga inmediata no son aptos para todo el mundo. Solo aquellas personas que dispongan de suficiente soporte óseo pueden realizarse el tratamiento de implantología de carga inmediata. Por este motivo, siempre se recomienda restituir el diente o dientes perdidos antes de que el hueso se reabsorba, dificultando así la colocación de cualquier implante dental.

Los factores que influyen en la idoneidad de un paciente para la implantología de carga inmediata incluyen:

Como ya hemos comentado, es vital que antes de realizarse cualquier tipo de implante dental (sea de carga inmediata o tradicional) el dentista debe realizar una evaluación exhaustiva y realizar las pruebas necesarias para determinar qué enfoque es el más indicado para cada situación.